viernes, 20 de mayo de 2022

Cavity cake de fresas.

 


Todo tiene un principio y un fin y este es el último desafío del grupo DESAFIO EN LA COCINA.

Han sido diez años en los que yo he participado en muchos de esos desafíos tanto dulces como salados.

Muchas de esas recetas no las hubiese hecho si no hubiese sido por el grupo pero ahí están.

Se ha pensado que al ser el décimo aniversario era el momento ideal para terminar con una etapa

 preciosa y desde luego inolvidable para todas las hemos formado este grupo.

Las super bosses, Carolina y Toñi han pensado en una tarta preciosa y de las que no hay muchas por la

 red, la Cavity Cake.

La puedes hacer tan complicada o sencilla como desees según el tiempo o las ganas que tengas pero lo

 que es seguro es que siempre está deliciosa.



El Cavity Cake es un bizcocho, el que más os guste al que se le perfora un agujero en el centro, sacado ,

hecho en láminas ese trozo de bizcocho y vuelto a poner en el fondo una de esas láminas para que

 encima de él vayan distintas capas de lo que se prefiera, mousses, cremas, cuajadas, mermeladas,

 natas....etc...

Por último se adorna por encima, los lados, siempre a gusto de quien lo elabora.

Vamos con mi receta:

Para el bizcocho he escogido un genovés clásico, el de siempre.

Bizcocho genovés:

  • 4 huevos.
  • 120 gramos de harina todo uso.
  • 120 gramos de azúcar blanquilla.
  • Una pizca de sal.
  • Un molde de 20 cm.
Elaboración:
  • Separamos las claras de las  yemas.
  • Montamos las claras a máxima potencia  y cuando empiecen a montar añadimos la mitad del azúcar.
  • En otro bol montamos las yemas con el resto del azúcar
  • Añadimos las yemas montadas a las claras montadas también y mezclamos con una espátula con movimientos envolventes.
  • Tamizamos la harina con la sal y la añadimos a la mezcla anterior igualmente con movimientos envolventes hasta que toda la harina se hay mezclado bien.
  • Pasamos al molde engrasado y enharinado o como es mi caso con papel de horno tanto por el fondo como por los laterales.
  • Alisamos la masa por la superficie para que suba toda a la vez.
  • Horneamos con el horno precalentado a 190 grados durante 40 minutos , más o menos dependiendo del horno.



Para los rellenos hice una mermelada con fresas y como están tan dulces no llevaba mucho azúcar la verdad.

Con medio kilo de fresas y unos 75 gramos de azúcar, pero eso a vuestro gusto.

Las dejado macerando toda la noche con el azúcar y luego con unos minutos al fuego,  lo justo para que se deshagan un poco. La he dejado enfriar.


He hecho una mousse de fresas con parte de la mermelada y una crema pastelera que en un principio

 iba de relleno y luego la utilicé para adornar por fuera tarta.



La crema pastelera es super fácil y rápida de elaborar.

En un bol o un vaso para batidora ponemos:

2 huevos enteros.

50 gramos de harina.

100 gramos de azúcar.

500 ml de leche.

Piel de limón.

Elaboración:

Calentamos la leche con la piel de limón, dejamos un ratito para que coja el gusto, sacamos la piel y ponemos la leche en un vaso de batidora, añadimos el resto de ingredientes y batimos hasta que todo quede incorporado.

Pasamos a un cazo y removemos hasta que espese, dejamos enfriar removiendo de vez en cuando.

Cuando esté templado pasamos a una manga con una boquilla rizada y guardamos en la nevera para que esté bien frío..

Para montar la tarta con un aro de emplatar cortamos un circulo central, sacamos el trozo y lo hacemos tres partes en capas.

Ponemos una de ellas con base en el centro de donde lo habíamos sacado.


Lo he empapado con zumo de naranja, simplemente.

Encima le he puesto una capa de la mermelada de fresa.



Encima de la capa de mermelada he puesto otra hasta rellenar lo que queda de hueco de mousse de fresas.


No iba a poner otra capa de bizcocho tapando la mousse pero al final puse una finita aunque no le hice foto.

He recubierto toda la tarta con crema pastelera, por encima y por todas las paredes porque el bizcocho a ser un molde viejo y hacerlo con papel de horno no me quedó con una forma súper redonda.

Para que no se viesen las imperfecciones del bizcocho lo he recubierto de crema.

Lo que no quieres que se vea , lo tapas y listo.


Como el relleno es de fresas lo he adornado con una fresas riquísimas y muy dulces que siempre hacen bonito cualquier pastel.

Además es que estoy en una fase de gilipollitis aguda y no tengo muchas ideas fantásticas de como adornar nada y mucho menos una tarta, cosa que me joroba bastante porque es el último desafío pero no puedo hacer otra cosa.


No hay tarta fea que una fresa no arregle, verdad?

De verdad que hacía tiempo que no me comía una tarta tan rica y jugosa.

Ha merecido la pena el esfuerzo y desde luego la ocasión.

Estoy en una etapa rara de mi vida, no tengo ganas de cocinar, toma ya, pero voy a echar de menos el grupo, los desafíos, la intriga de sabe que se les ha ocurrido a estas bosses malvadas, jejejeje y con que nos van a sorprender cada mes.

Comentar el desafío en el wasap del grupo, pensar que hacer y como hacerlo y llevarlo a cabo.

UFFFFFFFFFFFF, no me gustan las despedidas, jamás me despido y no lo voy a hacer ahora, esto será un hasta luego o ya volveremos a retomarlo.

Los tiempos son muy difíciles, demasiado, con tantos problemas ...además el trabajo de las bosses ha sido increíble, yo no hubiese podido con él y ellas lo han hecho.

Merecen un descanso pero sobre todo nuestro agradecimiento por soportarnos y ser nuestra guía .

A todas las compañeras, por las risas, los consejos, las confesiones, esos macho men de navidad, jeejjeje, y ese wasap que ardía muchos días con ....nuestras cosas.

GRACIAS, GRACIAS, GRACIAS A TODAS.

Estas son las propuestas de mis compañeras, pinchad en el logo para verlas.


Un abrazo y hasta pronto.

Cavity cake de fresas.

  Todo tiene un principio y un fin y este es el último desafío del grupo DESAFIO EN LA COCINA. Han sido diez años en los que yo he participa...